Impreso
Falta de medicinas pediátricas alcanza 85% en Lara

Lara | 8:41am | | Wendy Lucena

REDACCIÓN ELINFORMADOR.COM.VE/Andrés Araya- La situación en el estado Lara y el país en cuanto a la escasez de medicinas, se ha duplicado respecto al año pasado, en especial en medicamentos pediátricos. El déficit hoy alcanza el 85% en zonas urbanas, mientras que las madres de municipios foráneos deben viajar hasta Barquisimeto para eludir el 95% de escasez que existe en pueblos y zonas rurales.

Omar Álvarez, primer vocal del Colegio de Farmacéuticos del estado Lara, informó que el déficit del 85% en medicinas pediátricas afecta a madres y padres de los municipios Iribarren y Palavecino, pero que la situación es casi insostenible para quienes viven en los municipios Torres, Urdaneta y Andrés Eloy Blanco.

Señaló que los antibióticos, antipiréticos, y pastillas para desparasitar son los más escasos, tanto en la red privada como en farmacias Seguro Social y Farmapatria.

“La madre que vive en El Tocuyo, Carora, Siquisique, debe hacer un verdadero peregrinaje, pues la situación es mucho más aguda y la falta de medicinas alcanza el 95% de escasez”, apuntó.

En cuanto a los genéricos pediátricos, Álvarez aseguró que se encuentran poco, el componente que más llega a las farmacias es el acetaminofén, pero los demás brillan por su ausencia, pues en el primer semestre del año se ha duplicado la crisis de medicinas.

“En 2014 la situación era difícil, advertimos al Gobierno nacional lo que se avecinaba, sin embargo hicieron caso omiso. Hemos declarado crisis humanitaria ante esta situación. La situación es grave, en ocasiones hemos intercambiado productos entre Valencia, Barquisimeto, Trujillo, Zulia, porque a medida que las ciudades se alejan de Caracas, la situación empeora”, denunció.

Vaticinó que las farmacias independientes son las más vulnerables, ya que no pertenecen a una red y se han dedicado a vender alimentos y accesorios, ante la falta de medicinas para niños y adultos.

Acusó a las autoridades de no considerar las medicinas como una prioridad, sino como un lujo o accesorio, es por ello la desidia que existe para remediar el problema.

En hospitales
En la sala de espera para ingresar a la emergencia del Hospital Universitario Pediátrico Agustín Zubillaga (HUPAZ), varias madres aguardaban con sus niños en brazos y relataban la peregrinación que han hecho cuando sus pequeños se enferman.

Samantha Rodríguez, madre de cuatro niñas, explica que acudió porque su niña tenía varios días con diarrea y se le ha hecho difícil encontrar las medicinas.

“Cuando una de mis muchachas se enferma, debo empezar a recorrer farmacias a ver dónde puedo encontrar el remedio. Nos la hemos visto muy mal porque a veces no hay, entonces tiene uno que volver al médico para que le dé una alternativa y lo peor es cuando se enferman dos o tres al mismo tiempo”, señaló.

Paola Pérez, acudió a llevar a su bebé por un catarro, pero explicó como madre de tres pequeñines, que la situación para adquirir medicinas es insoportable. “Los antibióticos no se encuentran y los antialérgicos sólo bachaqueados”.

Denunció que a las afueras del HUPAZ, los ‘bachaqueros’ de medicinas cobran entre Bs. 3.500 y 4.000 por un antialérgico y si de antibióticos se trata, pues mucho más; los revendedores se aprovechan de la falta aguda que existe en los medicamentos para niños.

Instagram