Impreso
Secuestradores no pudieron pasar la alcabala

Sucesos | 9:44am | | Wendy Lucena

REDACCIÓNELINFORMADOR.COM.VE./Celso Pineda- Funcionarios del Cuerpo de Policía del estado Lara frustraron un secuestro este viernes en el sur de Barquisimeto. Los captores fueron detenidos en un punto de control que fue instalado por los uniformados, luego de recibir la denuncia del rapto.

A las 6:00 de la tarde un reconocido comerciante de Río Claro fue abordado en pleno centro de la población por tres antisociales, quienes lo sometieron, lo amordazaron y lo montaron en su propio camión, un Ford Tritón, signado con la matrícula 97CDA y escaparon con rumbo desconocido. Lo que no contaban los delincuentes, es que una persona observó el hecho delictivo y salió corriendo a la comisaría policial, para denunciar lo que había visto.

Inmediatamente los uniformados iniciaron un operativo especial de patrullaje, el cual consistía en instalar puntos de control en las principales entradas y salidas al poblado, así como intensificar los recorridos policiales por las barriadas más inseguras de la parroquia Juares. De hecho, los policías entablaron comunicación con otros organismos de seguridad, ante la alarma del secuestro.

Pocos minutos antes de las 8:00 de la noche, seis uniformados pertenecientes al Centro de Coordinación Policial Metropolitano avistaron en la alcabala apostada en el caserío El Desecho, un camión que cumplía con características idénticas al reportado.

Cuando pronuncian la voz de alto, el conductor del camión se detiene. Estaba nervioso, igual que su acompañante, quien iba sentado en el puesto de copiloto, situación por la cual los uniformados procedieron a realizar la inspección del vehículo de carga, y localizaron en el interior de la cava al comerciante. Tenía las manos atadas y un paño metido en la boca, para que no pudiera gritar.

El hombre fue liberado y por el hecho, los dos sujetos quedaron detenidos. Según las autoridades, responden a los nombres de Wilmer Castillo (21) y Omar Antonio Pérez (31). Según el sistema policial, ninguno presentó registros. Los hombres manifestaron ser de El Manzano; sin embargo, habitantes de ese sector aseguran no haberlos visto jamás.

Aunque fueron tres sujetos los que en primera instancia raptaron al comerciante en Río Claro, se presume que uno de los sujetos se quedó en el camino y además se bajó con las armas, debido a que los detenidos estaban desarmados.

El comisionado jefe Argenis Montero, subdirector de Polilara, indicó que gracias a la denuncia formulada los funcionarios pudieron actuar a tiempo. Reiteró la importancia que tiene denunciar cuando las personas sean víctimas de algún hecho delictivo, porque eso les permite actuar con brevedad para conseguir buenos resultados.

Instagram