Impreso
Barquisimetanos prefieren reparar calzado que comprar unos nuevos

Lara | 11:09am | | Andrés Araya

REDACCIÓNELINFORMADOR.COM.VE.- Fraymar Pagua

José Torres se acercó a la vitrina de una zapatería en el centro de la ciudad y con asombró vio que los zapatos que se había comprado el año pasado en Bs. 7.500 ahora cuestan Bs. 37.900, por lo que necesitaría trabajar dos meses seguidos sin gastar ni un medio para poder adquirir un par.
Los altos costos de los calzados han llevado a que aumenten en más de un 150 % las reparaciones de los zapatos viejos. Según comentó Omar Gainza, zapatero, a su negocio ubicado en el centro de la ciudad, antes llegaban máximo ocho clientes a buscar reparar un par de zapatos, pero ahora recibe diariamente más de 20 clientes con seis calzados
para reparar.
“Lo que más buscan es cambiar la suela de los zapatos, generalmente de caballeros. Esta reparación puede costar Bs. 10.500, mientras que los clientes deben tener el doble de este dinero para poder costear un par de zapatos nuevos”, explicó. Coser y pegar calzados es la segunda opción rentable del negocio y actualmente tiene un costo de Bs. 4.500, por su parte las costuras simples se encuentran entre 1.500 y 2.500 bolívares.
“Con la economía que tenemos difícilmente en diciembre tendremos para comprar zapatos nuevos, por eso es mejor mandarlos a arreglar ahorita”, aseguró Carlos Freitez, quien entregaba un par de zapatos para reparación en otra tienda del centro de la ciudad. Destacó que las utilidades que perciba serán usadas para la compra de ropa y calzado para sus dos hijos.

Cuesta arriba
El trabajo de reparación de calzado le ha dado dolores de cabeza a los zapateros, quienes para mantener su negocio en pie y generar ingresos han tenido que optar por comprar materiales ‘bachaqueados’ debido a que en el mercado están difíciles de encontrar. Tal es el caso del hilo de coser que a comienzo de año se encontraba a Bs. 3.00 y actualmente ronda los Bs. 7.000. Las suelas que antes costaban Bs. 2.500 ahora salen en Bs. 8.000; por su parte la pega de zapato es la que ha tenido un gran incremento al pasar de Bs. 500 a Bs. 4.500.
“Esta es la única entrada de dinero que tengo para mantener a mi esposa y mis tres hijos y debo tener todo para producir” indicó Jorge Fernández, zapatero, quien destacó que dependiendo de si tiene los materiales las reparaciones puede entregarlas al siguiente día o una semana después.

Instagram